5 cosas que debes saber sobre el mantenimiento de ascensores

Reparación y mantenimiento de ascensores

Mantener un ascensor en buen estado no es algo que pueda ocurrir por arte de magia o que pueda ser resuelto de la noche a la mañana; de hecho, los elevadores son productos que deben mantener mantenimientos constantes cada 3 o 6 meses para evitar ser causantes de accidentes y otros inconvenientes.

Supongamos que te encuentras en una estructura con un elevador que requiere de un cambio de poleas o aceites o que sus frenos de emergencia no funcionen bien y por «mala suerte» ocurra un apagón, las tragedias que pueden ocurrir son mucho más que mínimas y esto es algo que debe evitarse.

Afortunadamente existen servicios que ofrecen una respuesta inmediata a lo que es el realizar un mantenimiento de un ascensor, ya sea de carga, exterior, sencillos e incluso hidráulicos, todos estos con un mantenimiento completo y específico.

Supongamos por ejemplo que se trata de ascensores badajoz, los elevadores de carga están hechos para soportar grandes cantidades de peso o mejor dicho, toneladas. Necesita en todo caso de un motor bastante potente que esté siempre listo para recibir dicha carga! En este caso, si correspondiente aceitado.

La parte mecánica es la que en todo caso requiere de un servicio de mantenimiento completo, ya sea motores, la apertura de las puertas o incluso los sistemas de emergencia, mientras que  la parte electrónica suele ser un poco más duradera en todo lo que son los elementos del elevador.

Tipos de mantenimiento de un elevador

Los tipos de mantenimiento existentes en un elevador comienzan con los mantenimientos mecánicos, estos están conformados por puertas, poleas, mecanismos, seguros, compartimientos y finalmente el motor del ascensor.

Siguiendo eso, tenemos entonces:

Mantenimientos Mecánicos: los mantenimientos mecánicos son realizados a los motores y a todo lo que se maneja por medio de mecanismos. Podemos decir por ejemplo que las puertas son un  mecanismo, ya que su apartura si bien es parte de los entornos eléctricos, funcionan bajo engranajes silenciosos.

Las poleas son parte de un mantenimiento mecánico, estás necesitan ser engrasadas para una mayor durabilidad sin fricciones, los frenos del elevador necesitan ser verificados cada cierto tiempo (al igual que los de un vehículo) y la salud del motor.

Un motor de ascensor funciona por medio de mecanismos, engranajes de contacto y demás, para que funcionen los mecanismos correctamente también se debe tener un monitoreo de estos, y los funcionamientos son eléctricos en la mayoría de los casos.

Mantenimientos Electrónicos: los mantenimientos electrónicos están ya más estimados a la parte interna de todo lo que es el elevador, la coordinación de los botones, el detenimiento correcto del equipo y todo lo demas.

Los parlantes, la bocina de música y los botones de emergencia, la carga inteligente para los botones de máxima capacidad, todo esto forma parte de lo que es el mantenimiento electrónico de un elevador, y esto es vital para que su funcionamiento sea óptimo en todo momento.

Supongamos que tenemos un elevador con problemas de coordinación en cuanto a sus botones, esto con el tiempo puede traer consigo problemas de atascamiento o que el mismo elevador no llegue a los pisos cuando ya se encuentra abriendo las compuertas (y esto último ya lo han hecho modelos anteriores).

Mantenimiento para elevadores no interiores

El mantenimiento para los elevadores que no son de interiores también es posible y estos de hecho son mucho más sencillos de tratar, se comienza con la limpieza y engrasado de poleas para luego terminar con una comprobación del motor y los botones de ascenso y descenso.

Los elevadores de exteriores generalmente están proporcionados para limpiavidrios, empleados de construcción y los ya reconocidos espacios de acceso elevado; sin embargo, estos son sistemas más mecanizados que electronicos por lo que su funcionamiento es menos preciso y poco tecnológico.

Al tener muy pocos elementos de tecnológia, los elevadores de exteriores suelen tener ciertas averías poco predecibles; poseen muy mala fama en lo que son todos los tipos de ascensores en badajoz, pero ya que hablamos de sus mantenimientos en vez de su reputación, queda claro que debe ser cada 3 meses como mínimo.

Un elevador de exterior también puede hacerse mención en lo que son algunos centros comerciales o edificios lujosos, en este caso el sistema de mantenimiento debe ser similar al de un elevador común y corriente.

Muchas veces damos por sentado que un elevador solo necesita de mantenimiento anual como la mayoría de las cosas, pero esto es totalmente falso. Los elevadores de exteriores son los más utilizados para la limpieza de edificios y de no darles un mantenimiento adecuado, pueden convertirse en una trampa mortal para quien lo usé.

Comparte este post....Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Comments are closed.